La novela de Karelyn Buenaño que relata la vida de dos mujeres, quienes se disputan el protagonismo del Palabreo de la Loca Luz Caraballo...

El sendero de las Blasas: Un camino a la memoria


La novela de Karelyn Buenaño que relata la vida de dos mujeres, quienes se disputan el protagonismo del Palabreo de la Loca Luz Caraballo.

Por Ennio Tucci

Ilustración Fundación Editorial El Perro y La Rana/Fotos: ET.

La forma en que vemos a los locos ha cambiado. Ya no nos alertamos y cerramos las puertas de las casas o los espantamos con palos y piedras. Los locos se han convertido en seres que guardan cierto misterio, una magia desconocida, una relación con aquello que el resto de las personas nos hemos negado a ver.
Así lo cuenta Karelyn Buenaño en su novela “El sendero de Las Blasas”, un libro publicado en noviembre de 2019 por la Fundación Editorial El Perro y La Rana entre las novedades de la Feria Internacional del Libro de Venezuela, y con la cual obtuvo la Beca de Estímulo a la Creación Literaria 2018, mención Narrativa del Centro Nacional el Libro (Cenal). Este libro fue presentado en dicha feria con la presencia de su autora y Raul Cazal, Presidente del Centro Nacional del Libro, como presentador. 

Natural de Mérida, Karelyn Buenaño es conocida en el país por su valiosa obra poética, además es docente universitaria y promotora cultural, Licenciada en Idiomas Modernos mención Investigación Lingüístico-literaria por la Universidad de los Andes. 

“El loco nos dice, en un lenguaje que no entendemos, que se puede pacer en otra hierba. El que está loco no quiere ser abatido por la demencia, lucha por ordenar lo que no encaja, se moviliza adonde está convencido que quiere. Las cosas para él no se ubican donde las han dejado los demás.” (p.53)

La historia comienza cuando Leyda ha decidido cambiar de vida y esta vez emprende una separación –esta vez definitiva- de su esposo, Pedro, mientras se toma un permiso de su trabajo de profesora para escribir una semblanza de dos mujeres que tenían el mismo nombre en el Páramo a comienzos del siglo XX. Dos personajes de quien se presume versa el Palabreo de la Loca Luz Caraballo, escrito por Andrés Eloy Blanco.
Mientras esta mujer muda constantemente de residencia con el abrigo de sus amigas, nos cuenta sus hallazgos sobre estos personajes, con quienes construye cierta afinidad que la lleva a comprender la locura en dos platos: la pérdida de la razón por un evento traumático y fortuito, y la renuncia voluntaria a la razón en la búsqueda de algo más allá de la realidad.

“Hay gente a la que se conoce en vida; a otros se les conoce debido a la muerte, y a otros tantos no se les esculca jamás. Como a los lugares. Como si las personas fueran lugares que están lejos o cerca, a los que uno llega o donde se extravía.” (p.44)

Este libro nos invita a preguntarnos si nosotros mismos estamos a salvo, o en cambio preferiríamos salir por la puerta a desandar por el mundo, como lo hace Don Quijote, como lo hacen las Blasas o como “El Tigrón” que Gabriel Saldivia rescatara de la memoria hace algunos años. Lo que sí es cierto es que en nuestros días está cambiando la forma en que vemos a los locos y algunos vuelven del pasado para dejarnos sus historias.



Ennio Tucci
(Mérida, 1986) Poeta, editor y docente venezolano. Obtuvo el premio “Luis Britto García” del Consejo Municipal de Caracas por su libro “No se estacione” (2014), como editor el Premio Nacional del Libro en 2014 y 2018; Premio Rafael José Álvarez de la Universidad Francisco de Miranda en sus menciones poesía y cuento (2007 y 2009). Coeditor de la antología arbitraria “Me Urbe. Venezuela - Chile” (2011). Autor de los poemarios: “Tiran piedras los niños” (2009), “A quién hay que matar para vivir” (2012) y “Sin decir árbol” (2019). Actualmente reside en la ciudad de Mérida, Venezuela y dirige Ediciones Madriguera y la revista literaria www.Madriguera.com.ve. enniotucci.blogspot.com

0 comentarios:

FA2017000045